jueves, 27 de mayo de 2010

En Santa Cruz, Bolivia, asistiendo a momentos en la búsqueda de acuerdos en educación superior en medio de las tensiones


Santiago Urcelay (Director de Pregrado, Universidad de Chile); Eduardo Cortez (Secretario Ejecutivo Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana - CEUB); Claudio Rama; Director de Universidades, Ministerio de Educación; Antonio Carvalho (Rector UTEPSA); Ruben Dadboud (Presidente, Federación de Profesionales de Santa Cruz); Timoteo Sanchez (Rector UEB)

El pasado 20 de mayo del 2010 invitado por el Presidente de la Federación de Profesionales de Santa Cruz participé en esa ciudad de Santa Cruz en Bolivia en un Foro Taller "La universidad y su compromisos con la sociedad", organizado por la propia Federación de Profesionales de Santa Cruz; la Asociación de Universidades Privadas de Bolivia (ANUP); la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno; la Federación de Empresarios y la Agrupación de Juventud Empresa. Fue una muy buena ocasión para seguirle el pulso a la nueva dinámica de la educación superior en Bolivia, reencontrarme con viejos amigos y conocer nuevos, y ser parte, tal vez, del inicio de un momento de acercamiento luego de tensiones y conflictos que siempre han marcado una dinámica no sistémica de la educación superior en el país, sino altamente fragmentada entre las universidades públicas, el Ministerio, las normales, las privadas, las no universitarias y las organizaciones indígenas tradicionalmente excluidas de la educación superior, y que en los últimos años ha tenido nuevos climas y momentos con los cambios políticos y la tensión por la defensa de las autonomías.
Bolivia es una de las expresiones más complejas de la diversidad social, cultural, política y también educativa, en el marco de un sistema fragmentado que en los últimos tiempos se ha tensionado con el mayor peso de las autonomías, las concepciones indigenistas, las políticas estatistas y dos modelos de economía y hasta de sociedades. Allí brinde una conferencia sobre "Las nuevas competencias del profesional universitario" que muestra nuevas variables de tensiones asociadas a las reformas universitarias y a las demandas de nuevos enfoques en relación al ejercicio profesional más focalizado en la calidad, los mercados laborales y los modelos de desarrollo. En la medida que algunas partes del país en términos económicos se abren a la economía global, se modernizan y generan nuevas demandas de competencias, en esa misma proporción aumenta la heterogeneidad de los niveles universitarios. Bolivia esta teniendo en este sentido un aumento de la heterogeneidad social, laboral, económica y también educativa, y que casi muestra dos modelos de sociedad antagónicos y que en los últimos tiempos se ha politizado y confrontado más fuertemente. La historia en estos casos muestra caminos muy claros dado por cuasi guerras o construcción de consensos y modelos articulados. Sin duda el logro de las autonomías a nivel constitucional ha sido un gran alcance que se ha producido al mismo tiempo que han avanzado las concepciones antioccidentales y centralistas. En lo universitario hay una clara discusión en puerta, que deberá traducirse también en políticas universitarias más descentralizadas y que reconozcan las especificidades locales en términos de pertinencias, modelos institucionales y misiones y visiones diferenciados, permitiendo modelos con un peso focalizado en saberes ancestrales y presencia social indígena, y también modelos universitarios más eficientes, abiertos al mundo y autonómicos. Es una agenda compleja. El encuentro entre actores que no se encontraban muestra un camino hacia la búsqueda de construcción de consensos en las diferencias.

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal